Partir me cuesta físicamente

maurogo / Poemas / / 0 Comments / 1 like

Mi cuerpo tiembla. Estoy tan arraigada a la tierra que este adiós me desintegra. Miro la montaña a la que me dirijo y cuanto más me acerco a ella, más me relaciono con la humildad (but life’s to goes on). Me voy y la cordillera sigue intacta, mientras yo me derrumbo, mientras cada metro que avanzo me fracciona incrementalmente como un terremoto con replicas que poco a poco me van agrietando por dentro. Soy yo. Ella sigue solemne, imponente. La majestuosidad de su cumbre parece ser una expresión que me reta a alcanzarla, pero es probable que mi vida pase como la de la mayoría de los hombres y nunca conozca el entramado del corazón de la formación geológica que circunda mi ciudad natal.

– Laura Herrera

DEJA UN COMENTARIO